Jaime Rodriguez de Santiago-Concha es el country manager de BlaBlaCar en España, una empresa francesa que tiene 8 años de vida, que ahora está presente en 18 países y en la que trabajan 250 personas.

El segundo mercado que se abrió fue el español, hace 5 años, y después de todo este tiempo funcionando en un coworking, en cuestión de semanas se trasladarán a unas oficinas independientes porque las expectativas de crecimiento dejan pequeños los despachos actuales. En ese momento entiendo la sorpresa que me llevé al entrar en un piso antiguo de la Gran Vía, prácticamente vacío, con muy poca decoración y lleno de cajas de cartón. Bla Bla Car está en plena mudanza. “Ahora mismo somos 10 personas y en los próximos tres años alcanzaremos las 20 personas fácilmente”

BlaBlaCar España lo componen 10 personas que se dedican, sobretodo al marketing online y offline y a la comunicación bajo la tutela de este Ingeniero de telecomunicaciones de 31 años. La media de edad del equipo es 29.

Entramos en materia ¿Cómo os organizáis? “En términos de horarios, tenemos una flexibilidad muy alta. No hay horarios más definidos que la simple necesidad de tener que coincidir todos en algunos momentos, pero somos muy flexibles en cuanto a la hora de entrada o de salida” Vale, pero tendréis unas horas que cumplir, ¿no? “Sí. Pero normalmente mi mensaje para el equipo es que tienen unos objetivos que alcanzar, más que unas horas que cumplir” ¿Teletrabajo? “Todavía tenemos margen para mejorar en esa parte, aunque damos bastante libertad. Quizás al ser un equipo pequeño todavía tenemos cierta necesidad de juntarnos y hablar las cosas cara a cara”.

La flexibilidad y las comodidades que la empresa genere para los empleados contribuyen a la productividad. Pero sobre todo contribuye a eso que la persona tenga una responsabilidad individual bien explicada y definida sobre su trabajo.

Vale. Mola. Pero esto ya lo he oído muchas veces. Quiero saber más. ¿Por qué trabajáis así? “Bueno, yo siempre he estado acostumbrado a las mismas culturas empresariales. Culturas muy orientadas a resultados, en las que se empodera mucho al trabajador en apropiarse de sus proyectos y de sus responsabilidades. La gente acaba su jornada en función de si ha acabado sus responsabilidades, o no.” ¿Y eso permite más flexibilidad y por tanto más confort del trabajador? “Más libertad para regularse. Yo creo que la flexibilidad y las comodidades que la empresa genere para los empleados contribuyen a la productividad. Pero sobre todo contribuye a eso que la persona tenga una responsabilidad individual bien explicada y definida sobre su trabajo. Cuando se fomenta la cultura de cuidar tu propio proyecto y hacerlo propio, nunca mejor dicho, el equipo o el empleado siempre procura dar el máximo posible porque lleva su firma. Y lo digo más por mi experiencia como trabajador que como gestor”
Jaime Rodriguez Bla Bla Car
En BlaBlaCar como ocurre en la mayoría de empresas que hemos entrevistado se le da una gran importancia al proceso de selección. “Tenemos un filtro de cultura empresarial importante. A la hora de hacer procesos de selección, miramos las capacidades y conocimientos pero luego hay una parte mucho más objetiva que es el encaje de esa persona en la cultura de la compañía. Para eso hacemos que cada una de las personas que se postula la conozcan distintos empleados, distintos departamentos, no solo el que hace la entrevista y luego lo comentamos y decidimos entre todos. Nos gusta la gente fun&serious, gente divertida pero seria en su trabajo

En el proceso de selección, miramos las capacidades y conocimientos pero, luego, hay una parte mucho más objetiva que es el encaje de esa persona en la cultura de la compañía. Hacemos que distintos empleados conozcan a cada una de las personas que se postulan.

Es evidente que, en BlaBlaCar no tienen departamento de recursos humanos. Bueno, matizo, en Bla Bla Car España no tienen departamento de recursos humanos, “a nivel corporativo” como dice Jaime, sí. Es decir, existe un departamento para estas cuestiones, a nivel central, en Francia, pero no en cada país donde está la empresa ubicada. ¿Y cómo gestionáis las vacaciones? “Pues…básicamente lo que hacemos es sentarnos, hablar, buscar responsabilidades, porque siempre hay puestos que es conveniente que se compaginen para no faltar a la vez y cuando todos nos ponemos de acuerdo se cierra el calendario.Siempre llegamos a un consenso fácilmente. Hablamos mucho entre nosotros. Ya sabes, Bla bla car” Ah! quería preguntar eso también ¿por qué se llama Bla Bla Car? “Pues no empezó con este nombre, antes se llamaba Cornuto pero a mí me gusta mucho la marca actual. El origen es que cuando un usuario registra su perfil en la plataforma tienen que contestar como de hablador es. Las opciones son ‘bla’, ‘bla, bla’ o ‘bla, bla, bla’, para que otras personas que vayan a viajar contigo te conozcan un poco más. Y de ahí surgió el nombre”

A parte de una persona muy atenta y agradable que me llena de merchandising de la marca, como curiosidad os cuento, el country manager de BlablaCar de entrada parece “bla”, luego es “bla bla” y cuando se para la grabadora (como pasa muchas veces) es “bla, bla, bla”.

Majo Castillo

control-presencia-sesame