Este término recientemente creado es una mezcla del inglés know (conocimiento) y nomad (nómada). Son trabajadores valorados por su conocimiento, lo que supone una ventaja respecto a sus competidores. Su principal característica es que no se ven anclados a un puesto de trabajo, sino que pueden permitirse ir variando dependiendo de sus necesidades, ya que de este modo, no sólo cambian de lugar, sino que cambian las personas que tienen a su alrededor de las que aprenden y con las que comparten conocimientos.

Las principales características para poder identificar un “knowmad” son las siguientes:

  • A diferencia de los millennials (nacidos entre 1980 y 2000), los knowmads no tienen una edad exacta, por lo tanto cualquiera puede serlo.
  • Su principal punto a favor es que el conocimiento no puede ser sustituido por máquinas, y sus trabajos son totalmente intelectuales: trabajos creativos, innovación, resolución de problemas…
  • Tienen el trabajo entendido como un oficio que les gusta realizar, con el que se sienten a gusto y por el que sienten verdadera vocación (si no, probablemente no lo realizarían). Es parte importante de su vida, y valoran ante todo sentirse satisfechos en el mismo.
  • Lo que más se valora de ellos son sus ideas, sus recursos, que son imaginativos y productivos.
  • Valoran tener libertad en su trabajo, no estar bajo las órdenes de nadie, por ello son sus propios líderes.
  • Les gusta trabajar en solitario, pero también estar en contacto con la gente, les importan las personas, aprender de ellas y compartir conocimientos.
  • Tienen una amplia capacidad resolutiva y de adaptación a los cambios que van ocurriendo.
  • Les gusta mantenerse en constante formación, lo que es vital para su trabajo. A través de cursos, libros, internet…
  • Son capaces de enfrentarse a cualquier conflicto.
  • No les asusta el fracaso. El éxito es fruto de haber experimentado.

control-horario-sesame