Una de las cosas más maravillosas del cine es su capacidad de impacto en las personas. Como un gran líder, las buenas películas transforman la manera de ver las cosas, inspiran e incluso repercuten en las acciones de los individuos. Los líderes de cine son aquellos que, como las buenas películas, hacen uso de su responsabilidad para motivar a los demás.

Los grandes líderes deben cumplir una serie de características imprescindibles que harán que se diferencien de los jefes. En la historia del cine hemos podido aprender cómo los grandes personajes cinematográficos han resuelto las situaciones más difíciles gracias a sus virtudes. ¿Cuáles son estas virtudes capaces de liderar equipos?

Las características de 6 líderes de película

1. Máximo Décimo Meridio – Objetivos compartidos. 

Establecer los objetivos es necesario para cualquier empresa ya que guía a toda la plantilla para la consecución de un bien común. Debemos conocer dónde vamos para transmitir a nuestro equipo la misión, visión y valores de la empresa.

2. Aragorn – La importancia de las personas. 

Una de las cosas que deben entender las organizaciones es que las personas son el capital base del éxito. No importa la cantidad exuberante de recursos que tengas, sin un buen equipo no vas a poder desarrollarlos. De este modo, Aragorn es un referente a la hora de liderar su ejército, y lo hace solo gracias a sus capacidades y aptitudes.

3. Braveheart – Motivar y estimular a tu equipo. 

Las capacidades que convierten a un jefe en un líder son la capacidad de motivar, entender y sobre todo, orar. Los grandes líderes son grandes oradores, capaces de dirigir equipos bajo una visión holística. ¿Quién no se sumaría a la batalla de Braveheart después de su impactante discurso? ¡Jamás nos quitarán la libertad!

4. Danny Ocean – La confianza en los equipos. 

Como el equipo de Danny Ocean, los equipos deben entender e interiorizar los objetivos comunes. Para lograrlo se deben desarrollar los roles de cada miembro, la confianza y el reconocimiento. Las 3 C de la Confianza trabajan la competencia, el carácter y la conexión de los equipos para una relación de confianza entre líderes y trabajadores.

5. Sr. Keating – El talento “oh capitán mi capitán”. 

El Sr. Keating en El Club de los Poetas Muertos ejerce su habilidad para atraer y fidelizar a los chicos. Como los líderes dentro de las organizaciones, quienes deben atraer, desarrollar y mantener el talento de su plantilla.

6. El Padrino – Actuación y evaluación. 

Una vez hayamos establecido los objetivos y afianzado nuestro equipo,  debemos pasar a la acción. Don Vito Corleone analiza la situación y lleva un control, seguimiento y evaluación de cada una de sus actuaciones. Debemos evaluar nuestros resultados para saber qué cosas estamos haciendo bien y cuáles podemos mejorar.

A veces gestionar equipos parece tan difícil como liderar batallas, pero con un poco de esfuerzo ¡todo sale!