Traducido al español como “cazatalentos“, el Headhunter es aquel individuo que forma parte de una empresa o que lo contratan para realizar la búsqueda de un perfil concreto a ocupar. En estos casos, no es el propio individuo quien demanda un empleo o un puesto determinado, sino al revés, es la empresa quien va en busca del perfil que desea cubrir.

El Headhunting se realiza en casos en que se busca un perfil muy determinado del cual hay escasez o bien para puestos directivos.

El proceso que sigue un Headhunter es el siguiente:

  1. Estudio del perfil que se desea cubrir. El primer paso es solicitar toda la información a la empresa contratante, cual es la formación que debe tener, la experiencia, las condiciones salariales, a que se dedica la empresa, las funciones que tendría en la misma, los motivos por los cuales desean este perfil… Es importante que la empresa tenga una buena imagen, ya que si es así, tendrá más puntos para que los candidatos deseen formar parte de ella.
  2. Estudiar todas las fuentes de reclutamiento. Para estos casos es imprescindible contar con herramientas como Linked In, mediante las cuales se puede acceder a información como la experiencia, los puestos de trabajo que ha ocupado, las empresas de las que ha formado parte… De este modo a la hora de ponerse en contacto con el mismo o acceder a él se puede llamar a la empresa con cualquier otro motivo para lograr tomar contacto con él y ofrecerle dicho puesto de trabajo. Pero no solo Linked In, se está expandiendo la función de emplear el resto de redes sociales para buscar al empleado perfecto, así, además de conocer su perfil profesional, también le dan importancia al personal.
  3. El objetivo principal: lograr tener acceso al perfil que buscamos. Explicarle las condiciones del puesto de trabajo, solicitarle un CV.
  4. A partir de este punto, debe realizar las entrevistas de los perfiles que mejor han encajado en el puesto que se desea ocupar.
  5. Cuando tan solo queden unos pocos finalistas, es el momento en el que los presenta a la empresa contratante o al encargado de seleccionar el perfil que se ocupará el puesto de trabajo.

Esta técnica nos da a entender la importancia que tienen ciertas redes sociales profesionales como Linked In o Xing. Mediante las mismas se pueden realizar búsquedas de perfiles concretos, por ello es imprescindible mantenerlas constantemente actualizadas, ya que puede surgir un empleo o una mejora del mismo.

actividad-de-la-empresa-tiempo-real-sesame